Monthly Archives: Diciembre 2016

Felices Fiestas y Próspero 2017!

estructurando_fiestas

El equipo de Estructurando.net les desea Feliz Navidad y próspero 2017.

Lo más leído del 2016

Antes de que lleguen las fiestas y hagamos un pequeño parón, os dejamos, a modo de resumen, los artículos más leídos del blog en este 2016 que termina.

top10_estructurando

Hemos rebuscado entre el millón de visitas que hemos tenido este año y encontramos que el TOP10 de los artículos mas leídos es el siguiente:

¿El cálculo de flechas es de fiar?

Un caso real de cumplimiento normativo pero fracaso estructural.

Hace unos años llegó a nuestra oficina un curioso caso que ocurrió en Syldavia: Un elemento ornamental de hormigón armado con importantes problemas de flecha, que había sido bien calculado utilizando las fórmulas normativas pero que tenía una flecha instantánea excesiva, incluso antes de que se desarrollase la flecha diferida.

Este interesante edificio, aunque no lo es, me recuerda mucho al de Syldavia.

Este interesante edificio, aunque no lo es, me recuerda mucho al de Syldavia.

Se buscaron razones en el proceso constructivo, se realizaron diversos estudios con la norma española EHE, con el Eurocódigo

La razón, una laguna en la formulación de la EHE, un ángulo muerto, una zona en la que no funciona. Una situación que, por suerte, casi nunca se da.

Arriostramientos, imperfecciones y demás

En el post de hoy vamos a hablar de la relación existente entre los arriostramientos de una estructura metálica, las imperfecciones y las cargas virtuales que han de soportar dichos arriostramientos.

nave

Cuando queremos verificar el pandeo de un elemento de la estructura, existen multitud de procedimientos, de los más sofisticados a los más sencillos. Uno de los procedimientos más sencillos es asignar un coeficiente de pandeo, función de las vinculaciones de dicha barra.

De esta forma cuando por ejemplo un pilar está empotrado en cimentación y apoyado en cabeza, decimos que su coeficiente de pandeo “beta” es 0,7.

Pero ahora viene la pregunta del millón ¿por qué suponemos que está apoyado en cabeza?

Podemos responder que porque hemos dispuesto un arriostramiento o triangulación que restringe su movimiento y que el pilar en cabeza se “apoya” en dicho arriostramiento, de forma que el modo de pandeo coincide con la suposición empotrado-apoyado.

Totalmente de acuerdo, pero eso nos conduce a otra pregunta; si supongo que ese arriostramiento impide la inestabilidad del pilar ¿que fuerza debo de tener en cuenta al calcularlo?, o dicho de otra forma, si el pilar quisiera irse fuera del plano ¿sería capaz el arriostramiento de impedirlo?